rankingCoach está diseñado para ayudarte a mejorar el ranking de tu sitio web en el SEO. Desde su lanzamiento hace unos años, la aplicación ha sido mejorada constantemente con nuevas características que se añaden para ayudarle a optimizar su sitio web y mejorar su visibilidad en los resultados orgánicos de Google. Si sientes que necesitas ayuda para entender mejor cómo hacer SEO con rankingCoach, consulta este artículo.

Trabajar en las tareas para optimizar tu sitio web es un buen comienzo, pero ¿cómo puedes ver si tus esfuerzos están dando frutos? La respuesta es simple: ¡informes completos de posiciones de palabras clave que se actualizan diariamente!

En la sección de reportes de tu panel de control de rankingCoach, tienes acceso a informes detallados que indican el posicionamiento orgánico de tu sitio web en las páginas de resultados para todas y cada una de las palabras clave que hayas elegido. Haz clic en "Reportes" en el menú de la izquierda y luego en "Motores de búsqueda" para encontrarlos.

¿Cómo leer los reportes?

El primer informe que encuentras te dará una visión general del ranking de tu sitio web para cada una de sus palabras clave hoy (primera columna de la izquierda), hace una semana (segunda columna) y hace un mes (tercera columna). La última columna te da una idea de cómo el volumen de búsqueda de las palabras clave ha evolucionado en los últimos meses. Si haces clic en las palabras clave, se abrirá una ventana emergente con información adicional. Allí podrás encontrar una captura de pantalla del fragmento de tu sitio web en las páginas de resultados de Google, así como datos relacionados con el potencial de la palabra clave (volumen de búsqueda, resultados en Google, CPC, etc.,).

Ten en cuenta que estos resultados pueden no ser exactamente como los que obtienes si realizas una búsqueda desde tu propio navegador. De hecho, Google intenta personalizar al máximo los resultados que te ofrece teniendo en cuenta tus preferencias. Si buscas a menudo tu propio sitio web, es más probable que Google lo muestre en una posición más destacada en los resultados de búsqueda que ha adaptado para ti. Lee este artículo si quieres saber más sobre este tema.

Un guión en el informe indica que tu sitio web no aparece en los primeros 100 resultados (o en las primeras 10 páginas) de Google. No mostramos las posiciones más allá de la posición 100.

Es posible que también hayas notado pequeñas flechas verdes y rojas en tus informes. ¿Qué significan? Una flecha verde que apunta hacia arriba indica que tu posición ha mejorado y una flecha roja que apunta hacia abajo que ha disminuido.

También puedes haber visto un pequeño pin rojo junto a tu posición en el ranking cuando tu sitio web está entre las tres primeras posiciones de Google. Esto significa que tu entrada en Google My Business aparece en los resultados de Google Maps por encima de los resultados orgánicos en las SERP (como se ve a continuación). ¿Quieres saber más sobre Google My Business? Haz clic aquí.

Un pequeño menú desplegable en la parte superior de cada informe te da la opción de cambiar entre datos nacionales y locales. Puedes administrar tus ubicaciones haciendo clic en el icono de la pequeña llave inglesa.

¿Qué pasa con los otros informes?

El segundo informe te da una visión detallada de la evolución de tus posiciones en los últimos 30 días. Puedes ver en qué posición exacta se posicionó tu sitio web cada día.

Podrás notar que tus posiciones fluctúan constantemente de un día a otro. No te preocupes, esto es totalmente normal. Llegaremos a esto en la siguiente sección, así que sigue leyendo si quieres saber más sobre ello.

El tercer y último informe te da datos sobre tus competidores. Puedes comparar los rankings de tu sitio web con los de ellos para cada una de tus palabras clave. Para obtener datos relevantes en esta tabla, tienes que elegir a tus competidores cuidadosamente. Elige empresas realistas que sean similares a la tuya en tamaño y que se dirijan al mismo público.

¿Por qué mis posiciones fluctúan?

Los rankings tienden a fluctuar de un día a otro y es totalmente normal. En realidad, cuanto más bajo sea el ranking de tu sitio web en las páginas de resultados, más probable es que experimentes mayores fluctuaciones. Los sitios web que han llegado a la cima de las páginas de resultados recientemente también son más propensos a ver fluctuar sus posiciones.

Estos altibajos pueden deberse a muchos factores, desde cambios en los algoritmos de Google hasta ajustes en el contenido de tu sitio web o cambios en la competencia.

Lo que debes tener en cuenta es que el SEO es un proceso a largo plazo. Por lo tanto, no debes centrarte en la evolución diaria, sino que debes analizar tus posiciones en períodos de tiempo más largos. No es porque tus posiciones están bajando de martes a miércoles que la tendencia general no es positiva.

También puedes comprobar los rankings de tus competidores para ver si están experimentando el mismo tipo de fluctuaciones que tu o echar un vistazo al tráfico de tu sitio web. Si tus competidores experimentan lo mismo y si tu tráfico no ha disminuido drásticamente, no hay necesidad de entrar en pánico.

Sin embargo, si notas una tendencia negativa general durante varias semanas, debes comprobar si Google ha anunciado algún gran cambio de algoritmo y ver qué puedes hacer para arreglar tu caída en el ranking; si tienes un nuevo gran competidor o si alguno de tus principales competidores tiene una nueva estrategia de SEO y aprender de ella;

si ha cambiado alguna de las URL de su sitio web; si ha perdido algún enlace de retroceso valioso y trata de recuperarlo; si tus enlaces internos y redireccionamientos están en orden y los arreglan si notan algún problema; La velocidad de carga de tu sitio web;

Cualquier cambio en el contenido que pueda haber hecho.

¿Por qué mis posiciones no mejoran?

Como siempre recordamos, el SEO lleva su tiempo y no verás resultados de la noche a la mañana. Pueden pasar varias semanas o incluso varios meses antes de que veas mejoras. Revisa este artículo si quieres saber más sobre el tema.

Sin embargo, si has realizado todas las tareas y no ves ninguna mejora después de este tiempo, puede que sea el momento de adaptar tu estrategia.

En primer lugar, comprueba tus palabras clave. ¿Has elegido muchas palabras clave rojas? El color de la palabra clave te da una idea de su nivel de dificultad. El verde representa un bajo nivel de dificultad de competencia; el naranja, un nivel intermedio y, el rojo, un alto nivel de dificultad. Esto significa que las palabras clave rojas son muy difíciles de posicionar, especialmente para las PYMES, porque son utilizadas por una gran cantidad de sitios web y podrías estar compitiendo contra grandes nombres o grandes ramas que tienen un equipo completo trabajando todo el tiempo en su SEO. Por lo tanto, las palabras clave rojas son a menudo palabras clave poco realistas para las pequeñas empresas, ya que es poco probable que lleguen a los primeros lugares para ellas. Debes centrarte en palabras clave más fáciles, palabras clave verdes o naranjas, que tengan un buen volumen de búsqueda. Haz clic aquí si necesitas más ayuda sobre cómo elegir las palabras clave.

También debes asegurarte de que tus palabras clave reflejan realmente lo que estás ofreciendo a los clientes. La prioridad de Google es siempre dar al usuario la mejor respuesta posible a su consulta. Por lo tanto, Google nunca mostrará tu sitio web en los resultados de búsqueda si el contenido de tu sitio web no es relevante para el usuario. Digamos que tienes una librería en Barcelona. No tiene sentido tratar de posicionar la palabra clave "Barcelona" por si sola. De hecho, la gente que introduce “Barcelona” en un buscador no está buscando tu empresa, probablemente están buscando información sobre la ciudad en sí, qué hacer allí, qué ver, o incluso sobre el equipo de fútbol, pero no específicamente para comprar un libro. Por lo tanto, Google nunca juzgará relevante mostrar tu sitio web en los resultados de búsqueda por esa palabra clave. Deberías intentar apuntar a palabras clave como "librería en Barcelona" o "dónde comprar libros en Barcelona", ya que se ajustan mejor a lo que realmente estás ofreciendo a los clientes.

Si el problema no viene de tus palabras clave, puede venir de tu contenido. Tienes que recordar que debes escribir para los humanos y no para las máquinas y tu contenido tiene que responder a las preguntas más comunes que tus visitantes puedan tener. Haz clic aquí si quieres más información sobre cómo escribir el mejor contenido. Recuerda que las palabras clave deben coincidir con el contenido de la página a la que están asignadas.

Ahora tienes toda la información que necesitas para analizar tus reportes de posiciones de palabras clave y el rendimiento de tu estrategia de SEO y para modificar tu estrategia si necesita ser ajustada.

Ponte en contacto con nuestro soporte si tienes preguntas o si necesitas ayuda. ¡Te ayudaremos encantados!

¿Alguna otra pregunta? Tenemos artículos adicionales sobre más temas aquí:

https://help.rankingcoach.com/es/

¿Encontró su respuesta?